Dangerousness
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
Archives
Recent Comments

    Informe sobre la situacion de los derechos Humanos en Cuba durante 2005

    Informe sobre la situación de los derechos Humanos en Cuba durante 2005
    Bitácora Cubana, 24 de enero de 2006, (Cuba Democracia Ya)  

    El presente Informe ha sido confeccionado por los servicios informativos de la Plataforma Cuba Democracia ¡Ya! utilizando la información proveniente de Cuba, emitida por la ilegal Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional, los despachos de prensa, la comunicación frecuente con diferentes grupos opositores y periodistas independientes, entre ellos la Asamblea para Promover la Sociedad Civil, la Fundación Cubana de Derechos Humanos,  el Movimiento Cristiano Liberación y otros. Se han tenido en cuenta además los informes de diversas asociaciones internacionales observadoras del cumplimiento de la Carta Universal de los Derechos Humanos y fuentes propias en el interior de la Isla.
    Introducción:
    El año 2005 ha sido -a criterio de numerosos observadores independientes- el peor en más de una década, en cuanto al respeto de los Derechos Humanos en la República de Cuba. La actual ola represiva sostenida data del año 2003 sólo encuentra antecedentes cercanos durante el año 1980, fecha en la que se hicieron notorias las violaciones de los derechos de las personas  mediante el procedimiento de acoso masivo por parte de turbas parapoliciales organizadas al peor estilo fascista. El año recién concluido se ha caracterizado por la institucionalización estatal de estos métodos de represión.
    Hechos:
    A continuación transcribimos el reporte íntegro de la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional, entidad sin ánimo de lucro y que cuenta con el reconocimiento  de diversas entidades internacionales como observadores en el interior de la Isla.
    “A.- CONTINÚA AUMENTANDO EL NÚMERO DE PRESOS POLÍTICOS EN CUBA
    A propósito de la presentación de nuestra más reciente Lista Parcial de Condenados o Procesados por Motivos Políticos, deseamos exponer las siguientes valoraciones:
    1. Es un hecho incontestable que ha tenido lugar un aumento neto en cuanto al total de esta categoría de prisioneros en comparación con el primer semestre de 2005 (de 306 a 333 casos documentados).
    Estas cifras totales reflejan un balance entre las excarcelaciones que tuvieron lugar durante el segundo semestre de 2005 y el número de nuevos condenados o procesados en ese período.
    2. El término Lista Parcial reconoce la posibilidad cierta de que el número de presos por motivaciones políticas es aún mayor pero no puede precisarse con exactitud debido a la falta de información propia de los regímenes cerrados y a la total imposibilidad de libre acceso al enorme sistema carcelario de Cuba (más de 200 prisiones y campos de internamiento) por parte de ONG’s nacionales o internacionales de derechos humanos, incluyendo la propia Cruz Roja Internacional. El Gobierno de Cuba, junto al de Corea del Norte, es uno de los poquísimos en el mundo que prohíbe dicho acceso.
    3. Este aumento neto en cuanto al número de personas que están sujetas a condenas por motivos políticos es coherente con el sostenido empeoramiento de la situación de derechos civiles, políticos y económicos en Cuba, especialmente durante el pasado año 2005 en que fueron condenadas o procesadas otras 53 personas por las citadas motivaciones políticas (13 en el primer semestre y 40 durante la segunda mitad del año). Ver ANEXOS II y III.
    B.- PRISIONEROS DE CONCIENCIA
    4. El Gobierno de Cuba sigue teniendo el mayor número de Prisioneros de Conciencia, adoptados por Amnistía Internacional, en todo el Hemisferio Occidental, y es muy probable que a escala mundial.
    Al presente hay 64 presos de conciencia en las cárceles, 12 excarcelados bajo una precaria Licencia Extra Penal según la cual siguen cumpliendo sus altas condenas y pueden ser regresados a prisión en cualquier momento sobre la base de una simple decisión policial y cuatro bajo libertad condicional. Al no haber sido liberados incondicionalmente, tal como reclaman Amnistía Internacional y amplios sectores de la comunidad mundial, y por la propia situación de vulnerabilidad en que se encuentran es razonable seguir considerándoles como personas que cumplen condenas por motivos de conciencia.
    Nuestra Comisión propondrá en las próximas semanas a varias decenas más de presos políticos cubanos para que se considere su posible adopción como Prisioneros de Conciencia.
    Esta categoría se aplica a todos los presos políticos que no han empleado ninguna forma de violencia ni han abogado por ello y que han sido condenados, generalmente, por los llamados “delitos de opinión”, lo cual significa que son jurídica, y moralmente inocentes, de conformidad con las normas civilizadas de convivencia.
    C.-PELIGROSIDAD PREDELICTIVA
    5. Durante el segundo semestre de 2005 se hizo más evidente la tendencia a encarcelar disidentes bajo el inquietante cargo de “peligrosidad predelictiva”. Debido a la aplicación de esta figura jurídica hay miles de cubanos en las cárceles, incluyendo varias decenas de disidentes, quienes cumplen condenas de hasta cuatro años de prisión.
    No tenemos ninguna duda en cuanto a la inocencia de todos los ciudadanos internados en prisiones bajo esta figura que, por su propia definición, no supone que la persona cometa un delito específico para ser encarcelado luego de un proceso muy sumario, siendo suficiente que la policía considere que dicha persona pudiera cometerlo en un futuro.
    6. El anacrónico Código Penal vigente contiene otras figuras desconcertantes como son aquellas que definen los llamados delitos con finalidad emigratoria que suelen aplicarse a personas que tratan de escapar de la Isla por la fuerza o en forma irregular. Tales son los casos de Salida Ilegal del Territorio Nacional y, con mayor frecuencia, los actos llamados de “piratería” que, para colmo, son sancionados bajo el título de Delitos Contra la Seguridad del Estado (delitos políticos) del Código Penal.
    D.- ACTOS DE REPUDIO
    7. A partir de lo expresado durante su discurso del 26 de julio de 2005 por el Comandante en Jefe Fidel Castro (Jefe del Estado, Presidente del Gobierno y Máximo Líder del único partido político con existencia legal en Cuba) resultó evidente que se otorgaba “luz verde” a la reanudación sistemática de los “actos de repudio”, los cuales constituyen una forma parapolicial de represión e intimidación contra pacíficos disidentes que se atreven a expresar su desacuerdo con la situación que prevalece en Cuba, especialmente en materia de derechos civiles, políticos y económicos.
    8. Luego del mencionado discurso han tenido lugar más de medio centenar de estos actos represivos y es muy posible que sigan ocurriendo a lo largo de 2006.
    Según nuestras investigaciones, el procedimiento consiste en la selección de las víctimas por parte de la policía política secreta cuyos oficiales hacen las coordinaciones ulteriores con estructuras del partido gobernante y de organizaciones pro-gubernamentales las cuales se encargan de movilizar a decenas o centenares de partidarios del Gobierno para que agredieran verbal o físicamente, en sus domicilios o en las calles, a pacíficos disidentes bajo la apariencia de “acciones espontáneas de las masas revolucionarias enardecidas”. 
    E.- DERECHO A SERVICIOS BÁSICOS DE EDUCACIÓN, ASISTENCIA MÉDICA Y PROTECCIÓN SOCIAL
    9. A diferencia de la pésima situación existente en cuanto a todos los derechos civiles, políticos y económicos, el Gobierno de Cuba continúa garantizando ciertos servicios sociales (?) en virtud de los cuales es notorio y plausible que existen escuelas y maestros para todos los niños y cuando un ciudadano tiene problemas de salud puede acceder a un médico de manera relativam
    ente expedita, a pesar de las persistentes limitaciones en cuanto a materiales escolares, medicamentos y otros medios.
    El Gobierno de Cuba mantiene una positiva política de seguridad y asistencia sociales de amplio alcance si bien las pensiones son más bien modestas y, en muchos casos, solo aseguran niveles mínimos vitales.
    10. A partir de ese cuadro positivo, en sentido general, en cuanto a ciertos derechos sociales definidos en los Artículos 25 y 26 de la Declaración Universal de Derechos Humanos, el Gobierno de Cuba, de manera independiente y soberana, debiera, esforzarse en mejorar la desfavorable situación que sufre la inmensa mayoría de los cubanos en cuanto al ejercicio irrestricto de los demás derechos contenidos en la citada Declaración, en cuyo propósito debe ser alentado y apoyado por la comunidad internacional, especialmente por aquellos países que han logrado mayores niveles de respeto a los derechos de la persona humana.
    F.- CONTEXTO INTERNACIONAL
    11. A pesar de que la República de Cuba, entre 1946 y 1948, fue una relevante promotora de la Declaración Universal de Derechos Humanos, en estrecha relación con Francia y Estados Unidos, en las últimas décadas el gobierno de la isla se ha asociado, lamentablemente, con algunos de los peores violadores de tales derechos a nivel mundial (como son los gobiernos de Zimbabwe, Corea del Norte, Sudán, Birmania y Siria, entre otros) para actuar de manera, concertada, en el sistema de las Naciones Unidas, apoyándose los unos a los otros, con la finalidad de bloquear resoluciones en favor del respeto indivisible de todos los derechos de la persona humana o para entorpecer el perfeccionamiento de los órganos de Derechos Humanos de las Naciones Unidas.
    12. A ese respecto, nuestra Comisión seguirá insistiendo en que el Gobierno de Cuba debe firmar y ratificar los Pactos Internacionales de Derechos Civiles y Políticos y de Derechos Económicos, Sociales y Culturales; el Estatuto de la Corte Penal Internacional; el Protocolo para la Abolición de la Pena de Muerte y demás instrumentos de la ONU en materia de Derechos Humanos.”
    (?)  Numerosas entidades de la sociedad civil sin reconocimiento oficial del estado continúan denunciando sin embargo el deterioro de los servicios médicos del país, expresado en la exportación masiva del personal médico en “misiones” a numerosos países, la penosa situación de la atención médica en determinadas instituciones hospitalarias – especialmente en los “asilos” de ancianos – , la limitación de camas para los ciudadanos cubanos en los hospitales a favor de la atención a pacientes extranjeros provenientes del llamado “turismo de salud”  o de programas políticos de apoyo a gobiernos favorables al régimen de La habana. Se continúa denunciando la política de apartheid que abarca incluso los suministros de medicamentos comercializados exclusivamente para extranjeros en las farmacias habilitadas a estos efectos.
    La propia CCDHRN citada en los párrafos anteriores, emitió el 5 de julio de 2005 su informe semestral, donde se describía claramente la situación del país en lo referente a los Derechos Humanos:
     “Al cierre de 2004 habíamos documentado 294 casos de prisioneros de la mencionada categoría y, más allá de la relación entre excarcelados y casos anteriores recientemente identificados, en esta nueva Lista Parcial se incluyen los nombres de 13 pacíficos disidentes encarcelados durante el primer semestre de 2005.
    ·         Debido al carácter cerrado de la forma de gobierno imperante en Cuba existen casos de personas detenidas e internadas por motivos políticos que permanecen en el anonimato. No obstante podemos asegurar que, en el primer semestre del 2005, el número de opositores encarcelados que se documentaron duplicó el de aquellos que lo fueron durante el segundo semestre de 2004.
    ·         De los 13 casos conocidos de disidentes detenidos y condenados entre enero y junio de 2005 un total de 11 lo fueron bajo el cargo de “peligrosidad predelictiva”. Esto pone de manifiesto la actual tendencia a encarcelar opositores mediante acusaciones ambiguas y procedimientos sumarísimos que generalmente vulneran el derecho al debido proceso y representan la materialización de las reiteradas amenazas por parte de oficiales de la policía política secreta de que se continuará recurriendo al cargo de “peligrosidad predelictiva” para encarcelar y neutralizar a opositores activos o potenciales sin acusarles por “delitos políticos” manifiestos, tales como Desacato al Jefe de Estado, Propaganda Enemiga, Rebelión o los previstos en la Ley 88 (Ley de Protección de la Independencia Nacional y la Economía de Cuba).
    ·         El número de Presos de Conciencia cubanos (adoptados por Amnistía Internacional) es el más alto del mundo. El Gobierno de Cuba mantiene a 70 de ellos en prisiones de alta seguridad sometidos a condiciones infrahumanas, al tiempo que 12 siguen cumpliendo sus condenas bajo licencia extrapenal y otros dos ex prisioneros de conciencia, los poetas y periodistas Raúl Rivero y Manuel Vázquez, marcharon al exilio en España y Estados Unidos, respectivamente, durante el segundo trimestre de 2005.
    ·         Por lo menos una veintena de prisioneros de conciencia están seriamente enfermos y su estado de salud es totalmente incompatible con el severo internamiento carcelario a que están sometidos. Entre ellos pueden destacarse los casos de Héctor Palacios, Normando Hernández, José Luís García Paneque, Nelson Aguiar, Guido Sigler, Librado Linares, Omar Pernet y Ricardo González.
    ·         En marzo de 2003 el Gobierno de Cuba desató la más fuerte oleada de represión política en las últimas décadas pues detuvo a un centenar de opositores de los cuales 75recibieron condenas de hasta 28 años de prisión, al tiempo que se reanudaban los fusilamientos al ser ejecutados tres frustrados emigrantes ilegales que secuestraron una lancha de pasajeros.
    ·         Lo más notable del último semestre ha sido el visible aumento de la represión policial y administrativa contra diversos sectores de la sociedad incluyendo adolescentes y jóvenes y trabajadores por cuenta propia. Como resultado de una verdadera operación de “limpieza social” alrededor de 400 adolescentes y jóvenes fueron encarcelados entre enero y abril de este año y condenados, bajo el cargo de “peligrosidad pre delictiva”, a penas de hasta cuatro años de prisión. La casi totalidad de estos adolescentes y jóvenes permanecen internados en las prisiones Combinado del Este, Ivanov, El Pitirre, Toledo y Valle Grande, todas ellas enclavadas en las afueras de La Habana”
    El acoso a la sociedad civil cuenta con numerosas denuncias  de acosos parapoliciales a ciudadanos en sus propias viviendas o en la vía pública. Este tipo de acción, alentada, estimulada y organizada por el gobierno sólo encuentra antecedentes en políticas similares aplicadas en décadas anteriores en el país y de franco carácter fascista, que hacen recordar los métodos y procedimientos del nazismo alemán en la década de los años treinta y que llevara al poder a la clase política que desencadenó el Holocausto y la II Guerra Mundial.
    Por primera vez y pese al bloqueo informativo, se han logrado sacar del país testimonios gráficos de estos verdaderos “progroms”, que adjuntamos a los anexos del presente informe.
    Sólo como ejemplo puntual queremos mencionar los casos del Dr. Darsy Mendoza -galeno habanero titular del independiente Centro de Salud y Derechos Humanos en el barrio de Santos Suárez-  sitiado en más de tres oportunidades por las turbas gubernamentales y que junto
    a los allanamientos de morada ha sido víctima, incluso, de heridas de armas blancas. El caso del abogado invidente Juan Carlos González Leiva, presidente de la Fundación Cubana de Derechos Humanos en la provincia Ciego de Ävila, sitiado desde el pasado 12 de enero en su vivienda por las turbas parapoliciales o la familia opositora Sigler Amaya, amenazada seriamente con un nuevo sitio a su vivienda tal y como ocurrió a inicios de 2005 en su residencia familiar del poblado Pedro Betancourt en la occidental provincia de Matanzas.
    Numerosos opositores, periodistas independientes y miembros de la sociedad civil se encuentran presos sin ser presentados a juicio, en franca violación, incluso, de las duras leyes de procesamiento penal del país, como puede verificarse en los anexos del presente informe. Por su relevancia es de destacar el caso del abogado habanero René Gómez Manzano, miembro de la Junta Directiva de la Asamblea para Promover la Sociedad Civil, en prisión desde hace varios meses, luego que encabezara junto a otros opositores la Reunión Nacional de la referida Asamblea. El resto de los dirigentes del evento han sido detenidos, interrogados e incluso fue expropiada la parcela urbana – propiedad de la familia Bonne Carcasés – donde se desarrolló la reunión. También han sufrido represalias numerosos participantes del cónclave que no ocupan cargos en la junta directiva.
    Continuamente llegan por las más variadas vías, las denuncias de las diferentes organizaciones opositoras o de la sociedad civil -entre ellas el Movimiento Cristiano Liberación, Bibliotecarios Independientes, diversas ONG, etc.- sobre el acoso y amenazas a sus personas. Por primera vez,  el grupo socialista – miembro de la Internacional Socialista- Corriente Socialista Democrática Cubana, sufrió en la persona de su Secretario General, Manuel Cuesta Morúa el asedio de los grupos parapoliciales, hecho inédito con este tipo de organización calificada de “moderada”.
    A diferencia de años anteriores, durante el año 2005, se han hecho aún más evidentes las  exclusiones por motivaciones políticas a ciudadanos cubanos o entidades de la sociedad civil en los entornos de empresas de inversionistas extranjeros en la Isla. Destacándose por lo grotesco la suspensión por parte de la administración hotelera, del acto por el Día Nacional Checo programado por la embajada de la República Checa en La Habana en una  instalación de la cadena española Sol Meliá y al que se encontraban invitadas las Damas de Blanco. La acción sin precedentes no sólo lesionó los derechos de los nacionales cubanos, por demás condenados al apartheid hotelero, sino incluso los de un estado miembro de la Unión Europea.
    El gobierno de la República de Cuba continúa sin cumplimentar las recomendaciones de la Comisión de Derechos Humanos de ONU que desde hace más de quince años    – a excepción del año 1998-  viene sancionando la situación imperante en el país. Todo ello a pesar de participar como estado miembro en la referida Comisión.
    Evaluación:
    La Plataforma Internacional Cuba democracia ¡Ya! comprueba a su pesar que todas las predicciones que se hicieron por nuestra parte al actual ejecutivo español, se están cumpliendo. La situación de los Derechos Humanos en Cuba no sólo no ha mejorado, sino que evidentemente ha empeorado. El estado cubano ha logrado extender una cortina de humo informativo -a la que se unen por desgracia los silenciosos corresponsales extranjeros en La Habana- amparado en la crítica situación internacional de otros lugares del orbe – que acaparan las noticias- pero por sobre todas las cosas por la tregua que le ha significado el cambio de política con relación a la Isla por parte de la UE a instancias del actual ejecutivo español.
    Los propios datos aportados en el presente informe son suficientes para demostrar que la ola represiva iniciada a inicios de 2003 no ha sido revertida, sino todo lo contrario; a día de hoy existen muchos más ciudadanos encausados o simplemente presos sin presentación de causa que todos los encausados en la llamada “causa de los 75”. Sólo se ha propiciado un cambio de método represivo.
    Los “logros” aducidos, como las “licencias extrapenales” de algunos presos de conciencia        -algunos de los cuales han sido obligados a exiliarse- realmente comenzaron a ejecutarse antes del actual cambio de política y en todo caso a la luz de los hechos no justifican el espaldarazo otorgado al régimen, si se exceptúan claro está  el mejoramiento de las relaciones con los inversionistas extranjeros –que han disminuido en cantidad de pequeñas y medianas empresas, pero con la presencia cada vez mayor de las grandes entidades financieras, de la industria, las comunicaciones o los servicios turísticos según puede ser consultado en los grandes magazines de comercio exterior- y en la probabilidad, a nuestro criterio remota, del cobro de la gigantesca deuda del estado cubano, siendo de toda la UE, España el primer acreedor. Consideramos inefectiva esta política y nos reservamos el derecho de dirigir el presente informe a  la opinión pública y a la totalidad de los gobiernos  de la UE.
    No obstante lo anterior, declaramos que seguimos en disposición de continuar dialogando con todas las fuerzas políticas de la UE -se encuentren en el gobierno o no- y en especial con el gobierno y la oposición españolas, en la certeza de que el diálogo entre demócratas tiene por fuerza que rendir frutos.
    Saludos cordiales, y  Viva Cuba Libre

    Ing. Anibal Pendás Amador
    webmaster@cubalsero.org.mx

    http://www.cubalsero.org.mx
    Portal de la Asociación Cívica Cubano – Mexicana y de la Casa del Balsero y el Migrante Cubano – Capítulo México

    http://www.bitacoracubana.com/desdecuba/portada2.php?id=1165

     

    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *